Adsense Menu

Por si no te vuelvo a ver...

Por si no te vuelvo a ver quería que sepas algunas cosas que brotaron en esta calurosa tarde de verano marplatense. Es extraño hacerlo de esta manera pero también lo siento como algo necesario, al menos para mí, para este momento mío y para este blog con el cual últimamente me siento en falta...
Por si no te vuelvo a ver quería que sepas que no me olvido de aquel “me internan, no vengas”, tú “voy igual”, y la tú aparición unas horas después...
Por si no te vuelvo a ver quería que sepas que mi “no vengas” era un “veni”, era un “te estoy probando, veni”. Y viniste, y aprobaste...
Por si no te vuelvo a ver quería que sepas que el que desaprobé fui yo. Como docente sabés que uno no siempre desaprueba por no estudiar. A veces lo hace porque lo traicionan los nervios. En algunas ocasiones lo hace por faltar, por no presentarse en la mesa de examen debido al miedo. Miedo a desaprobar. Por decir “para que voy a ir si no estudie nada”, pero en realidad me comí los libros...
Por si no te vuelvo a ver quería que sepas nunca me voy a olvidar de la lluvia de aquel domingo, ni de las caras del lunes, ni de la sonrisas de esas semanas con el Rumy de por medio. Tampoco de la terminal de San Cayetano, ni de las mil quinientas veces que me pregunté “faltará mucho?”. Siento que para hacer las cosas no me basta con querer hacerlas sino que además necesito algo más. Un excusa. Y aquella semana la excusa que necesitaba fue el fútbol...
Por si no te vuelvo a ver quería que sepas que sin hablar me hablaste. Que la noche en que enmudeciste surgió en vos algo que puso las palabras que me faltaron decir. Que no había visto, que no leí...
Por si no te vuelvo a ver quería que sepas que hoy no hago esto porque no estás. Que no soy el hijo de puta que llama porque no llamás. Soy el que llama porque en el medio pasó algo que lo hizo moverse unos centímetros mas allá...
Por si no te vuelvo a ver quería que sepas que sigo siendo de los que “no joden” pero el tema es que hoy tengo la necesidad de joderte y no sé bien como se hacer. No se encontrar el límite de lo que está permitido y lo que no...
Por si no te vuelvo a ver quería que sepas que no me muero acá. Que tengo mucho miedo de que no encuentres el camino de regreso pero que si eso pasa no me lo voy a reprochar mucho más de lo necesario. Trató de recordártelo, lo intento, me asusto, me lastimo, corro, me freno, miro, vuelvo, lo intento de nuevo...
Por si no te vuelvo a ver quería que sepas que tu “llegaste a mi vida en un momento q yo había curado mis heridas, por eso me permití sentir y sentirte, quererte, quise cuidarte” (…) es algo que entiendo y siento hoy. Pero también siento que es tarde y… es tarde. La puta madre, es tarde...
Por si no te vuelvo a ver quería que sepas que sos injusta. Que no me das la misma oportunidad que te diste. Que no esperaste mi turno para sentir lo que sentiste hace un año. Que ahora, otra vez muda, decís todo sin decir nada...
Por si no te vuelvo a ver quería que sepas que te quiero...

No hay comentarios